Seguros de ahorro e inversión

Ibervida te proporciona diferentes modalidades de seguros de ahorro y de inversión. Los seguros de ahorro son una perfecta opción para obtener rentabilidad a los ahorros y poder disfrutar de la misma en el futuro.

Seguros de inversión - Seguros con ahorro

Existen distintas modalidades de seguros de ahorro/inversión.

Puedes solicitar información de Seguros de Ahorro llamando al 91 489 30 81, o si lo prefieres puedes escribirnos a ibervida@ibervida.es.

Después de la crisis, el futuro se ha convertido en algo más inquietante y cambiante para muchos españoles, por lo que gran parte se muestra preocupado por una posible falta de recursos económicos a medio-largo plazo o tras la jubilación.

Llegado el momento de jubilarse es muy posible que el poder adquisitivo se reduzca al dejar de percibir un salario, por ello, cada vez más personas intentan ser previsoras y ahorrar, para cuando llegue esa etapa de la vida. Así no verse tan afectados económicamente, o si es posible que tenga la menor incidencia en tu estilo de vida, para ello los seguros de ahorro pueden ser el complemento idóneo a la prestación que se pueda percibir.

Los seguros de ahorro ofrecen distintas soluciones para conseguir el mayor rendimiento a los ahorros, según las necesidades de cada uno. La persona puede elegir el formato o modo de ahorrar. Puede ser de una forma segura y sistemática, con aportaciones mensuales o anuales, o con una única aportación al contratar. En estos casos el tipo de interés dependerá del plazo temporal elegido.

Existen diferentes tipos de productos, desde seguros de vida y planes de pensiones hasta seguros de ahorro como Planes de Previsión Asegurados (PPA) o Planes Individuales de Ahorro Sistemáticos (PIAS).

El horizonte temporal, la renta o capital a percibir y la aversión al riesgo son tres de los factores más importantes para elegir entre productos de ahorro o inversión. Otra cuestión a tener en cuenta es la fiscalidad de cada uno de los seguros de ahorro.

La idea es que cada persona pueda encontrar el camino más adecuado, lo que hay que tener en cuenta es que para conseguir nuestro objetivo no existen atajos. Lo que requiere es constancia y definir una meta.

Por todo ello, es importante empezar a plantearse que puedo necesitar económicamente en unos años y tener claro que el ahorro tiene que ser una partida más en nuestro día a día.

La sociedad se está transformando, el cambio demográfico es suficientemente importante para que la hucha de las pensiones disminuya. Además, el panorama actual de incertidumbre hace pensar que lo mejor es que sea uno mismo el que se preocupe de garantizar su futuro, ya que nadie puede confirmar qué tipo de prestaciones existirán en unos años y de cuánto será su importe.